Playas de FAzouro, playa de Pampillosa

El encanto de la playa de Pampillosa en Foz

Naturaleza 0 comentarios

Quienes deseen alquilar un apartamento en Foz atraídos por las distintas playas de la Mariña Lucense están de enhorabuena, porque a escasa distancia de la población van encontrar muchas de estas zonas de baño. Entre ellas, la playa de Pampillosa, un lugar relativamente tranquilo para relajarse y disfrutar del Cantábrico.

Cómo llegar a la playa de Pampillosa

No es nada complicado llegar hasta las arenas blancas de la playa de Pampillosa desde Foz. De hecho es una playa semiurbana a la que, dependiendo de donde esté nuestro apartamento, podremos llegar fácilmente caminando.

Y si hace falta coger el automóvil para ir, basta con tomar la N-640 dirección Cangas, y pronto nos encontraremos la indicación de la playa de Pampillosa y una zona de aparcamiento para dejar el coche. No obstante, también se puede ir en autobús urbano, que tiene su parada a tan solo unos 500 metros de la playa.

Características de la playa de Pampillosa

Arena de playa

No se trata de una playa muy grande, ya que tiene una superficie de unos 275 metros de longitud por 220 de ancho. Pero son suficientes dimensiones, ya que por fortuna no tiene un alto grado de ocupación, lo cual es además uno de sus atractivos.

Y otro atractivo son las vistas que proporciona. Vemos a un lado la desembocadura del río Ouro, así como las arenas blancas de la playa están rodeadas por el azul del Cantábrico y el verde de los prados vecinos. Por lo tanto, es un sitio hermoso e ideal para el relax.

Cuando decimos relax, nos referimos a que es posible tumbarse a tomar el sol, darse un baño aprovechando el habitual oleaje moderado del lugar o pasear a orillas del mar. En cambio, lo que no se permite es la práctica de deportes náuticos como el surf. Al igual que tampoco pueden fondear aquí las embarcaciones de recreo.

Un lugar de lo más natural

Desembocadura del río Ouro
Río Ouro – Iago Casabiell González / Wikimedia Commons

La proximidad al núcleo de Foz no ha impedido que el entorno más inmediato de la playa de Pampillosa esté prácticamente sin urbanizar. Por esa razón, se han conservado las típicas dunas de arena, así como hay una riqueza ornitológica de lo más interesante. Estos son atractivos para los amantes de lo más natural.

Pero aquellos que les guste la historia también deben saber que el nombre del río que flanquea la playa, el río Ouro, se llama así porque en su cauce se encontraban antaño pepitas de oro. Aunque hoy en día ya no merece la pena buscarlas, porque todo lo que había ya fue hallado por los expertos buscadores en el dorado metal.

Los servicios de la playa de Pampillosa

Pero no hay que llamarse a engaño. El aspecto natural de la playa no significa que sea un lugar abandonado. Se trata de una playa con la categoría de Bandera Azul. Y eso en parte se debe a los servicios que ofrece, como el de salvamento, o los aseos y duchas para los bañistas. Así como hay área de picnic o servicio regular de limpieza. Sin olvidar que está habilitado el acceso para las personas con problemas de movilidad.

Por lo tanto, durante la estancia en Foz, si uno quiere ir a la playa y darse un tranquilo chapuzón, su destino no puede ser otro que la playa de Pampillosa.

Fotografía principal: playas de Fazouro – psychox27 / Flick.com

Deja tu comentario